La obra de cloacas, una vez más, Empalme no se rindió

Finalmente, y después de años de lucha y reclamos
se firmó la resolución donde se determina que
“Empalme Graneros queda exento del pago
por mejoras de dicha obra”.

En el largo derrotero de la gente de
un barrio olvidado y de allá lejos, cada
paso del progreso se hace lento y con
muchos sacrificios. Nada es fácil donde
los teléfonos dan siempre ocupados.
Es así nuestra historia, la entendemos y es
por ello que la vida nos forjó diferentes.
Un barrio que tiene 140 años desde sus
primeros pobladores, allá lejos, detrás de
las vías, en tierras bajas, donde se tira lo
que la ciudad no quiere ver (la pobreza,
la miseria, el inmigrante, las inundaciones,
las zanjas sin tapar), pero NO, resistimos
a lo que nos quieren convertir, en un
resumidero.

Nos juntamos, escribimos nuestra
historia, fundamos escuelas, abrimos
calles y luchamos y seguimos luchando,
como una vez fue para terminar con
las inundaciones, en traer agua potable
o una línea de colectivo….y seguimos
luchando, porque estas líneas que escribo
seguramente también las lea alguien que
no es del barrio; y sí . . . en pleno siglo XXI,
el 90% de nuestras calles tiene zanjas.

La excusa de los gobiernos de turno, “no
hay pavimento porque no tienen cloacas,
no hay cloacas porque no hay estación de
bombeo”…

Comenzamos a peregrinar

Desde el año 2007 comenzamos el
peregrinar, 12 viajes a Buenos Aires, se
concreta la estación de bombeo y las
troncales, año 2010. Para el gobierno
provincial, no éramos prioridad, como
siempre, “había cosas más importantes
que hacer”; de nuevo a Buenos Aires y
se consiguen los aportes para la primera
etapa, obra que Obring, la empresa
estrella de estas gestiones, abandona
apenas realizada media cuadra de
conexiones.

Más peleas, se licitan nuevamente y
con dineros del Plan Abre, se realiza el
tendido domiciliario. Desde ese día, el
vecino comienza a pagar el doble de
lo que pagaba, porque los santafesinos,
pagamos lo mismo por el servicio de
agua potable (con todo el gasto que ello
conlleva) que por el servicio cloacal (que
no tienen planta purificadora para “tirar
la caca al río”.

No conformes con ello, una nueva
avanzada, nos quieren cobrar unos
$30.000 promedio por frentista con
pretexto de mejoras.

Empalme Graneros, como siempre, se
puso de pie.
Sus instituciones, su vecinal, su gente dijo
Basta!, como lo hizo en toda su historia.
Reuniones y más reuniones, para hacer
entender el grave atropello que se pensaba
hacer.
Por suerte hoy, 7 de Junio de 2019,
nos pusimos de acuerdo. El estado
entendió El Enress, el Presidente de
Aguas Santafesinas y el Ministro de Obras
y Servicios Públicos

FIRMARON LA RESOLUCIÓN
DONDE SE DETERMINA QUE
“EMPALME GRANEROS QUEDA
E X E N TO D E L PA G O P O R
MEJORAS DE DICHA OBRA”.

Hoy brindamos por el logro, un paso más,
para vivir dignamente. Una nueva batalla,
porque como dice el cartel de la puerta
de nuestra Vecinal, “Empalme Graneros
no se rinde”.

Un enorme agradecimiento a los Sres.
Oscar Urruty, miembros del Enress y a
José León Garibay, Ministro de Obras y
Servicios Públicos por haber abierto sus
puertas y entender nuestro pedido.


Osvaldo Ortolani
Presidente de La Asoc. Vecinal
Empalme Graneros

paseo empalme

Sé el primero en comentar

Dejanos un comentario